Blog homenaje a Camarón de la Isla. José Monje Cruz. Creado por el equipo de extampasflamencas.com

jueves, 5 de diciembre de 2019

EL PASO DEL TIEMPO. PRIMERA PARTE. 5 DE DICIEMBRE DEL AÑO XXVII D.C.

La Cañailla en Nicuesa
Cómo decir que a veces las cosas son normales. Efectivamente, sí, hay hechos normales y corrientes.


Hace unas semanas leía una reseña sobre nuevas antologías de Camarón. Lo primero que pensé: cuánto sabe la gente de Camarón; lo que sentí fue diferente: dios mío, cuánto tiempo ha pasado y qué mayor estoy. Conocimiento y percepción, los dos caminos, y cada cual que entre por el que le convenga.

El Titi de las Marismas y La Cañailla de Lavapies
Apropiándome de una expresión acuñada en la convivencia compartida diré que hay melodías que forman parte de la “banda sonora” de tu vida, así de sencillo. Ya sé que es una inconsistencia llamar melodía a la voz rota Camarón, aún así a mí su melodía me acompañó, si tus ojitos fueran aceitunitas verdes to la noche estaría muele que muele...,(Como el agua) bonito, no?. Era una adolescente como otra cualquiera y me hacía compañía mientras paseaba larga y reiteradamente por las calles de La Isla.
El Titi de las Marismas en su hábitat natural.
Eso sí, el amigo que tarareaba, cañaílla por los cuatro costaos, o lo que es lo mismo, por dos costaos de marismas, uno de océano y otro de puente Zuazo, se acompañaba con las palmas, palmas que aprendió de canijo en los pisos de “los mil colores”.




Pasa el tiempo y me da alegría, otra banda sonora en otra ciudad: nadie puede abrir semillas en el corazón del tiempo(La leyenda del tiempo). La ciudad vino después pero la melodía no tengo ni idea de si es anterior, probablemente lo era, o no, qué más da. Me llamaron la atención por poner la música a un volumen demasiado alto. Qué se le va a hacer, limpiar casas es tarea ingrata, limpiar casa ajena es tarea más ingrata todavía, limpiar casa ajena de dos plantas con el tocadiscos en la planta de arriba es, como poco, una tarea ruidosa. Por entonces yo tenía más energía pero no tenía walkman, menos mal que estaba Camarón.

Se abrió un otoño de pisos recién alquilados, de días de sol, de paseos y, lo que es más importante, de descubrimientos. El devenir regala temporadas en las que vivimos absueltos de duquelas que no es conveniente desaprovechar. Con los balcones abiertos oía cuando los niños en la escuela estudiaban pa’l mañana... yunque calvo y alcayataaaaa...(Otra galaxia) Eco Camarón, Camarón donde los haya. Limpiar casa ajena es una desgracia, compartir cama ajena es una delicia, despertarse en camita ajena, acompañaito primo, es un placer escaso, y si el placer se prolonga en el tiempo, un regalo que los hados ponen a nuestra vera: a mi me sigue me sigue una estrella chiquetita, chiquetita pero firme(A mi me sigue, me sigue). Otoño de Camarón, de alcoholes, de despedidas y reencuentros mientras Te lo “decía” Camarón (Te lo dice Camarón). 

Músicas propuestas por aquellas gentes que venían de Despeñaperros para arriba y se identificaban como “la peña”. Gente moderna, que duda cabe, gente pasada, si cabe, pero en su repertorio llevaban lo último de Camarón junto con coplillas de La Marelu (Bulerias de la Marelu), una gran dama de la canción. Nunca hay que pasar de largo por las cintas de carretera sin echar un vistazo porque son la base de una fonoteca selecta.





Entre despedidas y reencuentros a Alosno???, calle Real de Alosno con sus esquinas... es la calle mas bonita...(Calle RealIndicaciones acompañadas con el regalo de una cinta de carretera. Sigue pasando el tiempo y con él cosas normales.
Para el verano otra grabación: entre los pimientos que picaban cuando
La Cañailla en su habitat natural.
se los comió Morente (por eso alarga lo “o”, la “o” de Camarón, obviamente) (Tangos de los pimientos) y alegrías de Juanito Villar (Alegrias Juan Villar), atrona la voz de Camarón saliendo de la trena. Castillos de arena (Samara), que son los mejores porque son los de la infancia, o ¿es qué hay otros castillos?.
 Los SEAT 127 estacionados en calles urbanas son bastante tentadores, máxime cuando se menean menos de la cuenta. Una lástima porque cuando los abren lo primero que se llevan es el patrimonio Camarón y otras músicas canallas del mismo corte. Los compactos son menos apetecibles pero una cinta de carretera (Gitano de Bronce/Isabel Frias con la guitarra de Paco Principe) siempre lo es y lo será.

Otras ciudades, en este caso Sevilla. Antes de recibir el año nuevo pierdo un cachito de mí. Para no estar triste todos bailamos y cantamos sin partirnos las camisas recibiendo el año entrante..., qué año era?. Sólo era un diciembre primaveral y la primavera se prolongó durante meses, Camarón era gitano(Soy Gitano).

No somos gitanos pero nos gusta la Yerbagüena
Me aficioné a la cocina (sólo en parte) mientras escuchaba a Ketama (Es ke me han cambiao los tiempos) , a José el Negro (Romance de Gerineldo), a Chocolate (Fandangos chocolateros), bulerías de Pericón (Bulerias del café)  y tangos urbanos de Carlos Montero (Ventanal de un sexto piso), preparando algún que otro guiso de garbanzos con espinacas. 

Desde un sexto piso
La Cañailla de Lavapiés y Paco Principe.
Después me tocó cruzar la frontera de Despeñaperros. Con gusto me hice madrileña por adopción, es más, eché raíces. El día que murió Camarón conocimos al Primo Paco (Tangos del Pepe), ser de una inteligencia natural fuera de lo común además de guitarrista, flamenco y ácrata: pa’qué me llamas, prima, pa’que me llamas (Sevillanas Camarón). Con su compañía recibimos otros nuevos años, cuántos?, cuáles?. Echaba de menos el eco Camarón pero gané una guitarra con la que aprendí una mijita a marcar por soleá, a saber cómo se manda a la guitarra con los pies, y más cosas, todas normales, creo. Si me ves un día la mirá perdía... apiádate de mi no me maldigas... dicen de mi que me amenaza el tiempo, dicen de mi que si estoy vivo o muerto...(Dicen de mi)
Primo, cuando te fuiste, por fin entendí el cante por seguiriya. Antes de irte también entendí el toque por soleá . (Soleá Pepe Habichuela), de las güenas, de las que hacen sonar el silencio además de la guitarra.
Quiero contarte que tu sobrino, pasados los años, hizo el trayecto Granada Madrid para recuperar y templar tu guitarra de acompañar al baile. Ese sobrino ahora sabe tocar haciendo sonar el silencio, todavía no acompaña al baile, pero lo hará, y con los años sentirá el paso del tiempo como nosotros . Y ni Camarón ni tú estaréis para acompañarle.

La Lancha del Genil, Granada, a dieciseis de junio del año XIV D.C.
Por Felicitas Ramírez Malo.

FIN DE LA PRIMERA PARTE
PD. Este escrito debe escucharse con su BANDA SONORA o que cada uno ponga la suya. 
El vídeo va con un tema inédito de nuestro añorado Paco Principe con imágenes de su vida, corta pero intensa.


40 AÑOS DE LEYENDA-ESPECIAL EXTAMPASFLAMENCAS - RADIO ALMAINA

Esta entrada se completa con el programa dedicado a La Leyenda del Tiempo importancia que tuvo el grupo Dolores. De extampasflamencas.com para Radio Almaina y con el enlace a una entrevista aparecida en la revista Vibraciones en septiembre de 1979 donde entrevistan a Camarón y hacen una pequeña crónica del histórico y único concierto de Dolores, Camarón y Tomatito "de Jerez".